BALAGUERÓ Y SU PSICÓPATA

Figura clave del fantástico y el terror, responsable en gran medida de la proyección y la fama internacional del cine de género hecho aquí, Jaume Balagueró regresa con ‘Mientras duermes’, un thriller psicológico sórdido, contundente y sin concesiones, protagonizado por Luis Tosar, Marta Etura y Alberto San Juan.

Tosar, debajo de la cama

 

Según nos cuenta Jaume Balagueró, su nuevo film tiene la peculiaridad de obligar al espectador a ponerse del lado del malo. Más cerca en tono y espíritu de Los Sin Nombre(1999), su debut y una de las películas que animó a una nueva generación de cineastas a atreverse con el género, que de sus divertimentos de terror (2007) y (2009), dirigidos con Paco Plaza y un fenómeno rotundo, Mientras duermes parte de una historia de obsesión para recordarnos que el mundo tiene un lado malvado que ensombrece al otro.

 

GUIÓN INESPERADO

El guión me llegó acabado y de una forma bastante atípica. Mi amigo Alberto Marini me dijo que había escrito un guión y me lo quería pasar para ver qué me parecía. Me enganchó, y para demostrarle que realmente me había gustado le comenté que si pudiera dirigirlo, probablemente lo dirigiría. Ahí es donde empezó todo. Firmado por Marini, que ha escrito a su vez una novela inspirada en el film (gestada en paralelo a la cinta y con el mismo título), es un guión seco, sin concesiones y originalmente bastante literario y apoyado en la voz en off del protagonista. Quise evitar esto último y fomentar el suspense y la tensión.

Lo que realmente me atrajo fue el tratamiento del protagonista, pues el guión le exigía al espectador una posición muy novedosa para mí: le obligaba a empatizar con el personaje malvado a pesar de la repelencia que le provocaba. Y eso me fascinaba. El film es un sueño malsano, un cuento turbador donde no hay intención de explicar el comportamiento del villano: Salvo por una excepción accidental, César no mata. Es un malo light, atípico. Pero es la maldad pura. Me atraía muchísimo que, sin ser un personaje con la necesidad de cometer matanzas u otros actos abominables, fuera el malo esencial. Eso me obligaba a explorar la maldad pura en lo cotidiano. También era muy atractivo el reto de generar un tipo de suspense orientado a que el espectador quisiera proteger al malo.

 

PESIMISMO

La acción sucede en la actualidad, en un edificio del corazón de una gran ciudad donde hay un continuo movimiento de inquilinos. La identificación de ese entorno contribuye a lo incómodo de la propuesta: En cualquier contexto contemporáneo la maldad tiene una presencia muy importante, está ahí. Todos tenemos un lado malvado, todos (y lo digo entre comillas) hemos podido gozar manipulando y creando pequeños actos de maldad. De todos modos, aunque el vínculo de Mientras duermes con una realidad cotidiana es evidente, Balagueró no juega a la pesadilla hiperrealista. La película, por ejemplo, es muy diferente en tono y distancia a Henry, retrato de un asesino (John McNaughton, 1986). Aquella era una historia sórdida en un universo sórdido. Y la nuestra es una historia sórdida en un universo naturalista, hasta sainetil en algunos momentos. La música con la que acaba la película subraya una distancia y nos dice: Cuidado, lo que te hemos contado es de una sordidez extrema, pero también puedes leerlo como un cuento malvado, casi como una broma.

 

CUENTO PARA ADULTOS

La idea era potenciar, mediante recursos como la música (compuesta por Lucas Vidal; ver Escuchar en página 149), el envoltorio de cuento del film. Siempre relacioné Mientras duermes con los cuentos infantiles, en los que el Mal es el Supermal, y el Bien es el Superbién. César es malo porque sí, como lo son el lobo feroz y la reina malvada, de los que no sabemos el origen de su maldad. Son los malos y punto. Y Clara, como Caperucita o Blancanieves, es un ser de luz, de belleza y de bondad porque sí. Ese era el juego de la película: un mal acecha a un personaje de bondad hasta el final y puede o no destruirlo; en muchos cuentos al final es el Mal quien vence. Quería que fuera un cuento infantil para adultos.

Por contraste, por cómo choca su violencia con la enfermiza contención del resto, hay una escena de Mientras duermes especialmente agresiva. Sí, ahí queríamos un tono brutal porque la violencia siempre es así, siempre es brutal, inesperada e imprevisible. Buscaba la sensación que tenemos cuando vemos un arranque de violencia en nuestro entorno. No hay violencia en el mundo, está escondida o no la vemos porque se encuentra en otro sitio, pero cuando aparece nos da una bofetada. Por eso rodamos esa escena de una forma tan realista.

 

INFANCIA PERVERSA

Tema recurrente en la filmografía del director, la perversión de la infancia reaparece enMientras duermes en el personaje de Úrsula (Iris Almeida), una cría que pone en peligro el plan criminal de César: La jugada era introducir una maldad alternativa, más caprichosa y juguetona, que cuestionara la maldad primordial del protagonista. Eso nos llevó a un exhaustivo trabajo de búsqueda para dar con una actriz con la fuerza suficiente para enfrentarse a Luis Tosar.

 

EL VILLANO

El actor de Celda 211 (Daniel Monzón, 2009), asociado a un cine más realista (aunque ha flirteado con el género) y en la piel del villano más rotundo de su filmografía, siempre fue la primera opción de Balagueró. César era un personaje difícil porque no era el típico malo y necesitaba un trabajo en profundidad. Y Luis tenía la capacidad y los medios para ahondar en él y salir airoso. También era fundamental que no fuera un actor habituado a hacer cine de género porque necesitábamos ese punto de cotidianidad, de realismo, que diera un aire novedoso al personaje. Hay algo casi romántico en César, como de personaje de cuento: está incapacitado para ser feliz, es malo porque no puede ser feliz y no soporta que otros lo sean. De hecho, en un momento dice: Es como quien nace sin vista o sin olfato. Habíamos creado a un personaje casi de fantasía, pero esa fantasía tenía que ser a la vez muy realista.

 

LA VÍCTIMA

El contrapunto de César es Clara (Marta Etura), su víctima: En el momento de jugar a lo enrarecido, había algo interesante a exprimir en el hecho de que ellos fueran pareja en la vida real. Pero elegimos a Marta porque Clara tenía que irradiar luz y felicidad, y tiene una sonrisa muy luminosa. El diseño de producción y la fotografía de subrayan el contraste entre César y Clara. Queríamos diferenciar bien los dos mundos: el universo sórdido de él, un pequeño domicilio subterráneo improvisado, y el universo luminoso de ella. Había que jugar mucho con eso. Pablo Rosso trabajó muchísimo con la luz.

 

SIN HUMOR

Una de las cosas que acentúan la capacidad de inquietar de Mientras duermes es su ausencia de humor: Si hay humor tiene que ver con lo excesivo de algunos personajes. A mí me hace cierta gracia Úrsula por lo anormal que resulta que una niña de 9 años pueda dominar a un malo de 40. Pero no es un humor buscado, son solo pequeños toques cómicos en una historia profundamente sórdida. Y agónica, pues entra en un incomodísimo bucle en su tramo final. Parte de esa agonía se debe a la duda de quién va a ser el vencedor.

 

ETIQUETAS

Desde su debut con el corto Alicia (1994) –y dejando a un lado OT: La Película (2002)–, Balagueró se ha movido en el cine de género fantástico y de terror. Quiero seguir haciendo género porque me encanta, pero no me gustaría tener una etiqueta. Quiero explorar otras cosas. Mientras duermes no es una película de terror, aunque pueda ser una de las más terroríficas que haya hecho. Y tengo proyectos que no son de terror, que pueden aproximarse al género pero no lo son. El más inminente sí lo es: la cuarta entrega de la saga abierta con [REC]. ¿Y rodar fuera de España? Me han llegado propuestas, sobre todo de remakes y de secuelas, pero nada lo suficientemente atractivo como para movilizar a mi familia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s