LA CELEBRACION (FESTEN). Thomas Vinterberg, 1998

La película forma parte de un movimiento cultural cinematográfico que se creó en Dinamarca en 1995, denominado DOGMA 95. Su objetivo era crear películas simples y sencillas de elaborar en cuanto a medios y sin modificaciones en la post-producción, poniendo como objetivo principal: la descripción de la realidad lo más fielmente posible

Para analizar esta película es necesario señalar antes esquemáticamente cuales son los puntos imprescindibles para ser admitida como Dogma, pues sin ello es imposible comprender en toda su dimensión y trascendencia esta cinta, así como sus limitaciones.

Son estos:

  1. El rodaje debe realizarse en exteriores.
  1. El sonido debe el original y la música solo si está en la escena, La cámara debe sostenerse en la mano.
  1. La película tiene que ser en color y siempre con luz natural
  1. Los trucajes y filtros están prohibidos.
  1. La película no debe contener ninguna acción superficial. (Muertos, armas, etc.,)
  1. Los cambios temporales y geográficos están prohibidos. (Todo sucede aquí y ahora).
  1. Las películas de género no son validas
  1. El formato de la película debe ser en 35 mm.
  1. El director no debe aparecer en los créditos.

Se trata pues de un movimiento reactivo y “rompedor”, y como siempre ocurre en estos casos tiene algunos aspectos positivos y también otros negativos, entre los primeros estarían una reivindicación del cine como arte y un rechazo de su concepto como objeto puramente de consumo así como contra su excesiva industrialización.

Como aspectos negativos: muchas tantas cosas que podemos observar en esta película, y que como describiremos más adelante paradójicamente están en contradicción con su teórico objetivo de describir la realidad, pues estos “dogmas” limitan considerablemente la percepción de la misma.

La celebración, de Thomas Vinterberg, 1998, es una obra dramática que trata de una familia de la alta burguesía danesa que se dispone a celebrar el sesenta cumpleaños del patriarca, durante la celebración uno de los hijos tomado bajo los efectos del alcohol relata ante todos, el abuso sexual e incesto que sometió el padre sobre sus hijos, cuando eran niños y el suicidio de una hermana presumiblemente por esa causa.

Las escenas poseen un gran dramatismo y despiertan de inmediato el interés: por la crudeza de de los hechos, la extremada violencia verbal y sobre todo por la extraordinaria interpretación de los actores, que se acrecienta por la abundancia de primeros primeros planos.

Todo ello consigue atrapar la atención del espectador en casi todos los momentos de la película, a pesar de las limitaciones de visualización que conlleva su elaboración, como son: los frecuentes desenfoques o salidas de los personajes del cuadro de la pantalla, cambios de luz que oscurecen o “queman” las caras u objetos y por ello impiden ver a veces toda su fuerza expresiva, así como la inestabilidad de la imagen por el movimiento de la cámara, etc.; ni que decir tiene asimismo la limitación en la percepción de la belleza de los paisajes .

Tal vez este tipo de películas, en cuento a su elaboración, solo se pueden hacer con este tipo de guiones muy adaptables al teatro, como se ha visto después, puesto que se ha reproducido en diferentes lugares del mundo, también aquí en México, como representación teatral.

Con esta película Vinterberg destapa toda la hipocresía de una familia y sus miserias humanas más abyectas, haciendo con ello una crítica feroz de una clase social e indirectamente de toda la sociedad, pues también intervienen empleados como personajes ajenos a la misma.

Llama la atención, desde la perspectiva nuestra, la frialdad de los personajes en condiciones normales, no tomados, y su capacidad para mantener las formas, durante años, a pesar de los hechos tan graves y espeluznantes que viven, lo que describe también la idiosincrasia de estos pueblos sajones del norte de Europa, tan diferentes de los pueblos latinos nuestros, con caracteres más expresivos y pasionales.

Por ultimo resaltar algunas contradicciones respecto a esta película como representativa de DOGMA:

Sobre el último punto: .. Que el director no debe aparecer en los créditos (teóricamente porque la obra es de todos…), lo cierto es que, como todo el mundo sabe, el anonimato suele ser el mejor aliado de la ausencia de responsabilidad, que como ya dijo Marañon, “se diluye como la tinta en el mar”, afortunadamente este punto, como otros, no se cumplió en esta película, que es conocida y pasará a la historia del arte, también como obra de su autor Vinterberg.

Otros puntos, como que la cámara debe sostenerse con la mano, sin duda dificulta la visión de las escenas, que se mueven como en pequeños temblores y son antinaturales pues la visión del ojos humano es estática.

Así pues la trascendencia de esta película viene también por ser una de las más representativas de este movimiento DOGMA, que tuvo su recorrido, y que podrá ser reanudado en el futuro asumiendo aciertos y corrigiendo errores, tal vez empezando por el nombre, “Dogma 95” pues, como se sabe, el arte en general y por definición es “antidogma” e imperecedero.

Sabiendo que el progreso siempre, también en el arte, es suma y universalidad.

Fuente: http://cinearteyensayo.blogspot.com.co/2010/11/la-celebracion-festen-thomas-vinterberg.html 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s